Implantes dentales

Los implantes dentales son prótesis que se colocan en el hueso para sustituir los dientes ausentes y son la mejor solución a la hora de reponer piezas perdidas.

Los implantes son como tornillos hechos de titanio, el material más biocompatible, que se colocan en una intervención quirúrgica sobre el hueso donde antes se alojaba el diente perdido. Después de esperar unos 3 meses aproximadamente a que el tornillos esté bien integrado en el hueso, se empiezan a tomar medidas para colocar una corona sobre el implante simulando un diente de manera que parezca lo más natural posible.

El implante dental consta de tres partes:

  1. Cuerpo: tornillo que se inserta en el hueso maxilar (superior) y en mandibular (inferior).
  2. Pilar: pieza que conecta el implante con la corona dental.
  3. Corona dental: prótesis que imita el diente natural.

Los materiales utilizados en todas las partes del implantes son biocompatibles y no suelen producir rechazo.

Otros Tratamientos de Cirugía Dental

Extracción dental

La exodoncia es la eliminación de la pieza dental, podemos recurrir a ella por varios motivos, como gran pérdida de estructura dental, infección crónica de la pieza, fractura, avulsión, etc.

Extracción de muelas del juicio

Aquí podríamos hacer dos diferenciaciones; la extracción no quirúrgica, que se desarrollaría exactamente igual que la de otra pieza y la quirúrgica, que se considerada así por su relación próxima con estructuras anatómicas complejas.